Por Agencias

Más allá del resultado final, lo más emocionante son las caras de satisfacción de los corredores a la llegada, tras cumplir sus retos personales.

La emoción y las historias de superación personales han sido las grandes protagonistas de la Andorra Ultra Trail Vallnord (AUTV) disputada del 5 al 9 de julio. La novena edición de la prueba ha estado marcada por el estreno de Euforia, la nueva aventura de 233 kilómetros y 20.000 metros de desnivel positivo. El pasado miércoles 5 de julio, un total de 90 parejas aceptaron el reto de recorrer los parajes más indómitos de las montañas andorranas sin marcaje, siguiendo estrictamente el track de la ruta facilitado por la organización y con un GPS que permitía a la sala de control saber en todo momento su localización exacta.

El francés Nahuel Passerat y el español Julián Morcillo inscribían su nombre en el palmares de Euforia tras cruzar la meta con un tiempo de 68 horas y 49 minutos. La pareja franco-española vivió un emocionante mano a mano con el dúo checo formado por Filip Silar y Pavel Paloncy.

Más allá del resultado final, lo más emocionante eran las caras de cansancio y satisfacción de los 52 equipos de 2 o 3 personas -es decir, un total de 122 corredores- que cruzaron el arco de meta de Ordino, donde vieron cómo la gente se volcaba para reconocer la magnitud de su reto. Y no es para menos. Atrás dejaban 20.000 metros de desnivel positivo, en el que pasaron por cinco picos superiores a los 2.900 y un total de 32 picos o cuellos superiores a los 2.500 metros. Quizá por ello la palabra más repetida al cruzar la meta era: “dureza”.

Un sacrificio no sólo presente en los participantes, sino también en los acompañantes, que tuvieron que recorrer muchos kilómetros y acumular pocas horas de sueño. Alba Olmo, pareja del Salvador Vilalta, durmió casi tan poco como su compañero durante las más de 73 que duró la aventura. Durante ese tiempo, le preparó alimentos, desde sushi hasta tortilla de patatas, y le dispensó agua y bebidas isotónicas para que no se deshidratara. También le dio ánimos durante buena parte del recorrido para superar el abandono de su compañero Esteban Monje. Finalmente, Salvador cruzó la meta tercero como miembro del equipo inicial formado por Josep Pera y Sergi Banyeres.

Algunos valientes preferían tomarse la aventura con buen humor. Era el caso del francés Philippe Genevaux que llevó ligado a uno de sus palos un ukelele que iba tocando durante algunos puntos del recorrido. Música para los oídos para su compañero Gerald Bridot, con quien cruzó la meta con un tiempo 116 horas a 16 minutos. Desgraciadamente, no lo pudo celebrar tocando su ukelele, que terminó roto debido a un problema con su palo.

Finalmente, más de un 57% de los equipos terminaron la carrera. La última pareja en cruzar la meta fue la formada por Etienne Gregoire y Jean-Louis Leupe, que a las 00.30 horas de lunes llegaba a Ordino acompañado por los gritos de ánimo y aplausos de los espectadores presentes.

Psserat y Morcillo “reventados” después de acabar Eufòria y recórrer 233 kilómetros y 20.000 metros de desnivell en 68 horas y 49 minutos por los parajes más indómitos del Pirineo andorrano. (Copyright/Stephane Salerno)

Gran ambiente 
Si la prueba Euforia se ha convertido en la gran novedad del 2017, las cuatro otras carreras de montaña del evento han mantenido también su espíritu, marcado por la montaña y la superación. Ordino acogió domingo hasta bien entrada la noche los corredores que afrontaron los 170km y 13.500 metros de desnivel positivo de la Ronda dels Cims, prueba reina del evento. 400 valientes aceptaron el reto de recorrer la dura prueba que recorre las cumbres andorranas.

El francés Antoine Guillon dio una clase magistral de paciencia. No se dejó intimidar por el ritmo de Vivien Reynaud que le llegó a sacar un margen de una hora y se acabó imponiendo de forma clara después de que su principal rival abandonara. Durante la mañana, Pep Ballester y Yannick Gourdon arrancaban los aplausos del público de Ordino y completaban el podio de la Ronda dels Cims.
En categoría femenina, Lisa Borzani volvía a ganar la Ronda un año más. Por detrás, la japonesa Kaori Niwa hacía una carrera muy regular para terminar segunda, y llegaba sonriente a meta por delante de la italiana Marina Plavan.

Lisa Borzani ganadora Ronda dels Cims (Copyright/Stephane Salerno)

En total cruzaron la línea de meta de Ordino un 46% de los participantes. Los últimos dos corredores no llegaron a la meta hasta las 22:28 horas del domingo, acompañados de una multitud de espectadores que le siguieron durante los metros finales, en una de las imágenes clásicas del evento.

Los ganadores del Mític (112km y 9.700 m D +) cruzaron la meta durante la tarde del sábado. El primero en hacerlo fue Sebas Sánchez, seguido de Vicente Parra y Sergio Luis Tejero, que entraron juntos a la meta. En categoría femenina, la victoria fue para la andorrana Aida Fornieles, que se vuelve a subir al cajón más alto del podio de una prueba del Andorra Ultra Trail Vallnord tras la victoria conseguida el año pasado en el Celestrail. De los 415 que salieron el sábado bajo la luz de la luna llena, cruzaron la meta 212.

Los corredores del Celestrail tuvieron hasta el domingo para completar su reto. En la clásica 50 millas andorrana, de 5.000 m D +, la victoria fue para el portugués Armando Teixeira y la española Marta Escudero. La Marató dels Cims (42,5 kilómetros), prueba correspondiente a la Copa Andorrana de Carreras de Montaña, se la adjudicó Roberto García en un interesante duelo con Pol Bertran, mientras que en categoría femenina Queralt Riba marcó un ritmo diabólico que le permitió marcar un nuevo récord de la prueba. El Celestrail lo acabaron un 70% de 410 atletas, mientras que de los 617 corredores de la Maratón levantaron los brazos en meta 578.

Destaca también el buen papel de los participantes andorranos. Aparte de la victoria de Aida Fornieles al Mític y de la Queralt Riba en la Marató dels Cims, también hicieron un magnífico papel en Euforia Julio Rodrigues y Cecili Núñez, que terminaron en novena posición y cruzaron la meta con un tiempo de 92 horas y 2 minutos. Por su parte, la también andorrana Sabrina Solana brilló con un segundo lugar en el Mític, mientras que Pere Riba, el hermano de la Queralt, terminó cuarto en la Marató.

Meteorologia, cambiante 
La meteorología durante los cinco días de carrera fue cambiando. El sol lució en Andorra durante los primeros tres días del evento, las ráfagas de viento fuerte combinadas con la lluvia hicieron acto de presencia durante la mañana y parte de la tarde del sábado. Esto provocó que la organización decidiera varias neutralizaciones en cinco puntos de la Ronda dels Cims y el Mítico entre las 12 y las 15 h. Sin embargo, el mal tiempo afectó también el recorrido de la Maratón de las Cumbres y del Celestrail obligando a utilizar un recorrido alternativo.
“El punto de vista positivo de esto es que hemos podido verificar que tenemos un equipo realmente muy preparado que puede hacer frente a condiciones climáticas complicadas”, apuntaba el director de la Andorra Ultra Trail Vallnord, Gerard Martínez.
Este año se han escuchado más lenguas que nunca al Andorra Ultra Trail Vallnord. Corredores de 49 países han participado en alguna de las cinco pruebas. Entre ellos algunos de regiones con poca tradición de trail running como Paraguay o Panamá. Aparte de los andorranos, franceses y españoles, ha destacado la presencia de los portugueses, con más de 70 corredores inscritos, y los japoneses, que han hecho más latente que nunca su presencia en Andorra.

Historias de superación
Y es que el Andorra Ultra Trail Vallnord es más que cinco carreras y una marcha. Así lo demuestran historias de superación que hay detrás de cada atleta. Este año muchas han sido las anécdotas que han teñido de color y emoción un evento ya por sí único. El sábado, por ejemplo, Françoise Inesta vio como su pareja le pedía la mano a la meta de Ordino. Así pues, en 2018 deberán buscar una fecha para casarse que no coincida con el Andorra Ultra Trail Vallnord.

Que la Andorra Ultra Trail Vallnord es una carrera en la que la solidaridad es capital lo demuestran historias como la de Sergio Luis Tejera, segundo ex-aequo del Mític, que llegó a Incles bien mojado y una voluntaria le dejó su abrigo, que volvió a Sorteny. “Si no llega a ser por ella, no hubiera acabado la carrera”, reconocía.

Colaboradores anónimos 
Uno de los aspectos que convierten la prueba en algo más que una carrera es el trabajo de los voluntarios. En los últimos cinco días, más de 425 personas se han volcado para ofrecer la mejor atención a todos los participantes. Son los otros héroes del Andorra Ultra Trail Vallnord. Durante las cinco jornadas de la carrera han apoyado a los participantes con aplausos, palabras de ánimo o bien tocando la gaita arriba del Pico del Comapedrosa para avisar al atleta de la llegada al techo de Andorra. Además la prueba ha contado con más de 70 profesionales entre médicos, personal de emergencia, podólogos y fisioterapeutas repartidos en los diferentes avituallamientos.

La Andorra Ultra Trail Vallnord pasa por los parajes más bonitos del Pirineo andorrano.(Copyright/Stephane Salerno)

Cada avituallamiento y punto de control ha contado con un responsable que ha estado en contacto directo con la central con el objetivo de coordinar todos los atletas desde el primero hasta el último. En algunas ocasiones, los controles y los avituallamientos han sido abiertos hasta 30 horas, con la logística necesaria que ello conlleva. Repasar las marcas del recorrido, ya que los animales se comen o pisan las banderitas, coordinar el helicóptero para hacer llegar alimentos, bebidas y todo el material necesario en la mayoría de avituallamientos, son algunas de las muchas tareas de los voluntarios durante los últimos días. Esto y dar ánimos a todos los participantes, tanto en los buenos como en los malos momentos.

Seguimiento en las redes 
Una de las grandes novedades de esta edición ha sido la emisión de dos resúmenes audiovisuales diarios con lo más destacado del día. Este contenido se ha emitido cada día a las 14.00 horas y las 20.30 horas, tanto a través de la página web, como en la cuenta de Facebook. Se han inmortalizado las salidas de cada carrera, los puntos más destacados del recorrido, curiosidades del evento y las clasificaciones actualizadas. Todo ello, para que los incondicionales del evento no perdieran detalle de lo que pasaba.

Durante los cinco días de competición se ha hecho un seguimiento en vivo a través de Twitter, Facebook e Instagram, desde donde se ha difundido en directo la evolución de las carreras y se han explicado algunas de las muchas historias singulares del evento. Una prueba más de la fuerza del evento en las redes son las cifras de alcance en Facebook. En la última semana, se ha impactado cerca de un millón y medio de personas. Entre los vídeos de resumen y los directos, se han registrado cerca de un millón de visualizaciones, cifras que demuestran que el evento cada vez despierta más interés en la red.

La marcha solidara 
Un año más la solidaridad ha sido la gran protagonista. Un valor siempre visible entre los corredores que dejan material o comparten la llegada a meta para celebrar su reto. La solidaridad también estuvo bien presente el domingo, con la celebración de la marcha popular Solidaritrail, que acogió cerca de 750 participantes. Entre ellos, Adrià, que participó con una joëlette -silla de ruedas adaptada- o los estudiantes de la Escuela Especializada Nuestra Señora de Meritxell, así como niños y familias.

“Eufória ha sido un éxito y creo que se consolidará. La carrera es durísima, pero viniendo bien preparado se puede. Es una carrera que quiere ser una aventura interior, una emoción colectiva y que la gente pueda reencontrar un gran instinto de solidaridad y fraternidad. Globalmente podemos hacer una valoración muy positiva del evento. No únicamente a nivel organizativo y en el impacto económico para la zona, sino también a nivel mediático tanto en la red como medios de comunicación. Las conclusiones son muy positivas”, explicaba a modo de resumen, Gerard Martínez, el director de la Andorra Ultra Trail Vallnord.

Las clasificaciones

EUFÓRIA (233km, 20.000 m D+)
1. Nahuel Passerat (FRA) / Julian Morcillo (ESP) – 68:49:43
2. Pavel Paloncy (CZE) / Filip Silar (CZE) – 72:40:46
3. Josep Pera (ESP) / Sergi Bañeras (ESP) / Salvador Vilalta – 73:14:36

RONDA DELS CIMS (170km, 13.500 m D+)
1. Antoine Guillon (FRA) – 31:05:25 / Lisa Borzani (ITA) – 38:14:39
2. Pep Ballester (ESP) – 33:49:16 / Kaori Niwa (JPN) – 40:42:28
3. Yannick Gourdon (FRA) – 34:21:51 / Marina Plavan (ITA) – 42:16:59

MÍTIC (112km, 9.700 m D+)
1. Sebas Sánchez (ESP) – 18:49:29 / Aida Fornieles (AND) – 23:02:26
2. Vicente Parra (SPA) – 19:39:22 / Sabrina Solana (AND) – 26:55:11
2. Sergio Luis Tejero (ESP) – 19:39:22 / Zhanna Andreeva – 27:34:20

CELESTRAIL (83km, 5.000 m D+)
1. Armando Teixeira (POR) – 10:55:35 / Marta Escudero (ESP) – 13:29:01
2. David Arredondo (ESP) – 11:04:49 / Mary Gillie (UK) – 14:00:55
3. Mikka-Pekka Rautiainen (FIN) – 11:35:29 / Severine Duhalde (FRA) – 14:27:35

MARATÓ DELS CIMS (42,5km, 3.000 m D+)
1. Roberto Garcia (ESP) – 4:49:00 / Queralt Riba (AND) – 5:20:54
2. Pol Bertran (ESP) – 4:50:00 / Mila Duran (ESP) – 5:44:35
3. Robert Adran/Pere Riba (ESP) – 5:05:27 / Annie Baumber (UK) – 5:48:25

RESTO RESULTADOS TODAS LAS PRUEBAS

La gloria del Andorra Ultra Trail Vallnord para el francés Nahuel Passerat y la italiana Lisa Borzani
La Andorra Ultra Trail Vallnord se hace mayor y supera los 3000 participantes

 

 

Fuente : http://www.turiski.es/andorra-ultra-trail-vallnord-mas-humana/

Anuncios