La arquera de Belgrano fue vital al atajar penales en las finales ante Talleres y Medea, para consagrar a las Celestes campeonas de la A y Anuales.

Roxana Gutiérrez nació en Catamarca, un 20 de noviembre de 1979. Nos cuenta que desde pequeña realiza deportes. “Desde los seis años. Mi fuerte siempre fue el vóley. Pero de vez en cuando jugaba fútbol con mis primos y vecinos, y cada vez que mi papá iba a jugar me llevaba y también jugaba ahí”. Cuando llegó a Córdoba todo cambió. “Quería seguir jugando vóley pero no me daban el pase. Así que me metí de lleno en el fútbol. Empecé a jugar en Medea de 2, después fui a Belgrano con la misma posición y por cuestiones laborales se quedó sin arquera. Preguntaron quién se animaba y dije yo. Desde entonces que no salí más debajo de los tres palos”.

¿Tu balance de este año con Belgrano?
El balance de este año como equipo estuvo un poco más interesante y complicado en el sentido que ya no jugamos cómodas porque los equipos crecieron bastante, como que ya no se tornan aburridos y logramos un resultado satisfactorio con más ganas. Fue más peleado.

¿Te convertiste en la “Goyco” de Belgrano al atajar penales ante Talleres y Medea en ambas finales?
No sé si Goyco, sólo soy yo con el mejor de los respaldos que es la confianza de mi equipo y cuerpo técnico. Hice lo mejor que pude.

¿Qué evaluación haces del campeonato cordobés?
El campeonato creció muchísimo, sólo me gustaría no depender de los hombres. Tener un torneo propio donde podamos jugar todos los equipos femeninos juntos.

¿Tenes algún sueño como jugar en Buenos Aires o la Selección?
No sé si jugar en Buenos Aires, porque la única diferencia es que están los clubes grandes. El nivel creo que es más o menos el mismo. Y sí me encantaría formar parte de la Selección, pero creo que ya estoy un poco grande para eso (risas). Sólo me gustaría formar parte del equipo por el cual simpatizo.


Maximiliano Marasso

Fuente : http://www.diariolafutbolista.com/

Anuncios